El glucagón listo para usar proporciona seguridad en el control de la diabetes

(BPT) - Despertar en medio de la noche con el sonido de la alarma de alerta por el nivel de azúcar en sangre bajo de su hijo. Comenzar a ver borroso durante un viaje por carretera con la salida más cercana a millas de distancia. Ese obstinado nivel de azúcar en sangre que no sube sin importar cuántas gomitas se coman.

Estos son escenarios aterradores, pero son muy reales, de lo que les sucede todos los días a las personas con diabetes de tipo 1 o 2 que reciben insulina.

El ciclo de la insulina y el glucagón

Para cualquier persona con diabetes que reciba insulina, mantener el azúcar en sangre a niveles aceptables puede ser un desafío constante. Si no se recibe suficiente insulina, el azúcar en sangre podría dispararse después de una comida. Por otro lado, el azúcar en sangre podría disminuir por haber recibido mucha insulina, por haber omitido una comida, por haber hecho un esfuerzo adicional, por haber sentido más estrés o ansiedad, o por muchas otras razones.

Nivel muy bajo de azúcar en sangre

Casi todos (incluso las personas que no fueron diagnosticadas como diabéticas) experimentaron síntomas de un nivel bajo de azúcar en sangre en algún momento, como latidos cardíacos acelerados, temblores, mareos o sudoración. A menudo, el nivel bajo de azúcar en sangre, o hipoglucemia, puede elevarse al ingerir alimentos o bebidas azucaradas (15 gramos de hidratos de carbono).

Para las personas con diabetes, hay momentos en los que los niveles de azúcar en sangre siguen bajando, incluso después de consumir alimentos azucarados. Un nivel muy bajo de azúcar en sangre representa una complicación grave en el tratamiento de la diabetes. Esto puede causar que a la persona se le dificulte pensar o controlar su cuerpo, que se sienta muy cansada, se niegue a comer, se desmaye o incluso tenga una convulsión. Esta es una situación que requiere atención inmediata.

Tratar una emergencia de niveles muy bajos de azúcar con glucagón listo para usar

Gvoke HypoPen® (la inyección de glucagón) es un autoinyector de glucagón listo para usar con una administración sencilla de dos pasos para tratar niveles muy bajos de azúcar en sangre. Permite que los padres, los esposos, los compañeros de trabajo, los maestros y otras personas administren glucagón con seguridad en situaciones estresantes. En determinadas circunstancias, incluso puede administrarse Gvoke® uno mismo. Tener disponibles las herramientas correctas puede brindar tranquilidad con respecto al control individual de la diabetes, como cuando está solo en su casa y se siente nervioso por la posibilidad de desmayarse.

Gvoke puede utilizarse para tratar niveles muy bajos de azúcar en sangre en adultos y niños de 2 años o más. Incluso viene con dos dosis medidas previamente para adultos y niños.

La hipoglucemia grave es una afección que puede poner en riesgo la vida, por lo que es fundamental estar preparado. Los siguientes son algunos consejos para recordar:

  • El glucagón es tan imprescindible para el control de la diabetes como la insulina o el medidor continuo de glucosa (CGM, por sus siglas en inglés). Protéjase: solicite a su proveedor de atención médica que le recete glucagón listo para usar.
  • Conozca los signos y los síntomas de un nivel muy bajo de azúcar en sangre, sepa qué hacer al respecto y lleve las herramientas adecuadas con usted en todo momento.
  • Desarrolle un plan en caso de que no pueda ayudarse por sus propios medios ante una emergencia de niveles bajos de azúcar en sangre. Acostúmbrese a decirle a otras personas dónde guarda el glucagón listo para usar, cómo usarlo y cuáles son los signos que alertan un nivel bajo de azúcar en sangre.
  • Ya sea que se cuide a sí mismo o a otra persona, la diabetes puede ser una afección abrumadora. ¡Nunca está solo! Solicite la ayuda y el apoyo que necesite. Comuníquese con organizaciones de apoyo a la diabetes para obtener información, recursos y acceder a la comunidad.

Los niveles de azúcar en sangre pueden ser impredecibles y, a veces, pueden bajar demasiado. El glucagón listo para usar, como Gvoke HypoPen, puede ayudar a convertir una crisis potencial en una situación más controlable. Hable con su médico acerca de agregar Gvoke HypoPen a su caja de herramientas contra la diabetes o visite GvokeGlucagon.com para obtener más información.

RESUMEN DE INDICACIONES Y SEGURIDAD

GVOKE es un medicamento recetado que se utiliza para tratar niveles muy bajos de azúcar en sangre (hipoglucemia grave) en adultos y niños con diabetes de 2 años o más. No se sabe si GVOKE es seguro y eficaz en niños menores de 2 años.

ADVERTENCIAS

No use GVOKE si ocurre lo siguiente:

  • Tiene un tumor en la glándula ubicada en la parte superior de los riñones (glándula suprarrenal), llamado feocromocitoma.
  • Tiene un tumor en el páncreas, llamado insulinoma o glucagonoma.
  • Es alérgico al glucagón o a cualquier otro componente inactivo de GVOKE.

GVOKE PUEDE CAUSAR EFECTOS SECUNDARIOS GRAVES, QUE INCLUYEN LOS SIGUIENTES:

Presión arterial alta. GVOKE puede causar presión arterial alta en ciertas personas con tumores en las glándulas suprarrenales.

Niveles bajos de azúcar en sangre. GVOKE puede causar niveles bajos de azúcar en sangre en determinadas personas con tumores en el páncreas.

Erupciones graves en la piel. GVOKE puede causar una erupción grave en la piel en determinadas personas con un tumor en el páncreas, llamado glucagonoma.

Reacción alérgica grave. Consulte a su médico u obtenga ayuda médica de inmediato si tiene una reacción alérgica grave, que incluyen las siguientes:

  • erupción,
  • dificultad para respirar,
  • presión arterial baja.

EFECTOS SECUNDARIOS COMUNES

Los efectos secundarios más comunes de GVOKE incluyen los siguientes:

  • náuseas,
  • vómitos,
  • inflamación en el lugar de la inyección,
  • dolor de cabeza.

Esta no es una lista exhaustiva de los posibles efectos secundarios de GVOKE. Para obtener más información, consulte a su médico. Llame a su médico para obtener asesoramiento médico sobre los efectos secundarios. Le recomendamos que informe a la Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA) sobre los efectos secundarios de medicamentos recetados. Visite www.fda.gov/medwatch o llame al 1-800-FDA-1088.

ANTES DE USAR

Antes de usar GVOKE, informe a su médico sobre todas sus afecciones médicas, incluido si:

  • tiene un tumor en el páncreas;
  • no ingirió alimentos ni agua durante mucho tiempo (ayuno prolongado o inanición).

Informe a su médico sobre todos los medicamentos que toma, incluidos los medicamentos recetados y de venta libre, las vitaminas y los suplementos herbarios.

CÓMO UTILIZAR

  • Lea las instrucciones de uso detalladas que vienen con GVOKE.
  • Asegúrese de que su cuidador(a) sepa dónde guarda su GVOKE y cómo usar GVOKE correctamente antes de que usted necesite su ayuda.
  • Su médico le indicará cómo y cuándo usar GVOKE.
  • GVOKE contiene solo 1 dosis de medicamento y no se puede reutilizar.
  • Después de administrar GVOKE, el cuidador debe pedir ayuda médica de emergencia de inmediato.
  • Si la persona no responde después de 15 minutos, se le puede administrar otra dosis.
  • Informe a su médico cada vez que use GVOKE.
  • Almacene GVOKE a temperaturas entre 68 °F y 77 °F. No lo guarde en el refrigerador ni lo deje congelar.
  • Mantenga GVOKE en la funda de aluminio hasta que esté listo para usarlo.

Mantenga GVOKE y todos los medicamentos fuera del alcance de los niños.

Para obtener más información, llame al 1-877-937-4737 o visite www.GvokeGlucagon.com.

Consulte la Información importante sobre Gvoke.

US-GVKHP-21-00159

Recommended for you